¿Jugamos?

Desde las primeras civilizaciones el juego ha sido importante para el hombre. A medida que crecemos y -se transforma la sociedad- vamos perdiendo la capacidad de ver el juego como una fuente creativa, de aprendizaje y reconocimiento del ambiente, más que jugar por jugar. El juego tiene una función social. 
0