lunes, 9 de junio de 2014

Takehiro Ohno


En estos días conocí a un gran ser humano. Luego de haber deseado por mucho tiempo compartir con él, al fin tuve la oportunidad. Y si antes lo admiraba, ahora lo hago más. 
Ser una buena persona no resta; suma, a pesar de lo que digan los demás. El mundo no es "de los vivos" como dicen, es de todos. Takeiro Ohno es de una magnífica calidad humana además de un gran chef. Es el ejemplo de lo que digo. Pronto, les compartiré la conversación que tuve con él.